Tu casa después del Covid-19.

Tu casa después del Covid-19.

El recibidor punto clave
La entrada seguirá siendo un punto clave de la casa, si en la actualidad era un espacio de recepción y tránsito, a partir de ahora será un espacio en el cual incorporaremos medidas de sanitización a todo aquel que acceda a la casa y deberemos:
 
  • Comenzar con la tradición de dejar el calzado fuera o en la entrada de la casa, así como añadir una zapatera para poder acomodarlos.
  • Facilitar un par de zapatos cómodos a nuestras visitas, podrían ser pantuflas como las de hotel que luego se pueden lavar y transitar con total libertad y seguridad por la casa.
  • Tener un perchero en donde colgar las bolsas y prendas de vestir como suéteres, etc. Será fundamental. Se recomienda que estos no traspasen la entrada.
  • El baño no solo será un espacio de higiene, sino de desinfección. Además de jabón, habrá que tener dispensadores de gel.
 
Estudio en casa
Definitivamente esta situación dejará huella de la experiencia y previsión para futuras situaciones similares que hará que deseemos tener nuestras casas preparadas. Pensando en nuestras vidas profesionales y personales, debemos tener claro que los espacios imprescindibles de ahora en adelante serán:
 
  • Una zona de estudio y trabajo donde podamos concentrarnos y trabajar cómodamente, ya sea en tu mismo cuarto o en otro lugar de la casa.
  • Un balcón o una terraza donde despejar y pasar un rato agradable.
  • Definitivamente mejores cocinas, ya que estos días hemos visto que preparar alimentos da calma y estabilidad y nos hace sentir bien con nuestra familia.
  • Un espacio para hacer ejercicio ya que definitivamente acudir a un gimnasio podría verse limitado.
  • Espacios de ocio, ya que probablemente iremos menos al cine, podremos ver muchas películas en casa. Tal vez pensando en un proyector, una mejor tele y un sofá bien cómodo.
 
Por último, no debemos olvidar la limpieza, nuestros hábitos cambiarán y debemos ser muy cuidadosos. Las manijas de las puertas, picaportes, etc. Pasarán a ser rutina diaria de limpieza y prestaremos más atención a la desinfección del hogar, especialmente a la entrada.
 
Escuchemos todas las necesidades, sueños e incomodidades que hemos vivido durante las pasadas semanas de aislamiento y preparémonos para acomodar y tener todo listo en casa. No importa cuál sea nuestro presupuesto, en internet podemos encontrar muchas ideas para optimizar espacios, desarrollar ideas con lo que tenemos en casa sin gastar tanto; utilizando nuestro tiempo en casa y la creatividad a nuestro favor encontraremos la forma de darle la vuelta a esta situación que en definitiva nos ha hecho salir de nuestra zona de confort y abrir nuestros horizontes.